Saturday, July 19, 2008





Otro descanso en El Libro del Agua, porque tengo la necesidad de contaros el inventario de maravillas que mi amigo Luis Mariano me enseñó el miércoles, cuando fuimos a su pueblo. Ahí van:

- Dos barbos heroicos remontando la corriente del Mundo, en el maravilloso cañón de los Almadenes.

- Una tortuga tímida que se sumergió al vernos.

- Los balcones de arroz sobrevolados por las garzas, en la confluencia de los dos ríos, componiendo un paisaje chino.

- El pantano de la Camarilla, la luz de su agua con las nubes encima.

- Unas perdices en la sierra de los Donceles, tan tranquilas que Luis tuvo que frenar y remontaron vuelo cuando las ruedas del coche ya casi las tocaban.

- El camino de Aníbal.

- El arroz con pollo de Olvido, la madre de Luis. Su flan. Su acogimiento y cercanía.

- La serenidad tan apacible de Emilio, su hermano, al que acabo de escuchar, con escalofrío, tocar una soleá.

- y el continuo rumor o bramido del agua, agua del Mundo, del Segura, de las desaguaderas del pantano, de la tormenta que nos pilló en el mejor sitio del mundo: allí donde los olmos anegados, en la vega del río Mundo, escuchaban la lluvia con los pies metidos en el agua. Mágico.

Gracias amigo, artista, por tanta belleza en una tarde...
video


1 comment:

Anonymous said...

Gracias POETA.

Fue un placer.